“Para Ti, Señor, todo mi corazón, todos sus afectos, todos los cariños, todas sus delicadezas…”

Pedro Arrupe

SER JOVEN IGNACIANO...

Los jóvenes ignacianos no podemos vivir encerrados en una burbuja en la que entren solamente aquellos que piensen, crean y se comporten igual que nosotros. Por el contrario, la invitación es a estar en contacto con la realidad que nos rodea (nuestra realidad) para descubrir de qué modo particular le pide Dios a cada uno comprometerse a trabajar por su Reino. #septiembre #jovenesignacianos #RJI